9 inventos tecnológicos que han cambiado el mundo

El mundo se ha transformado con inventos tecnológicos que cambiaron las vidas de nuestros antepasados y ayudaron a prosperar y construir el futuro que vivimos hoy: desde la creación de las primeras herramientas de piedra o la rueda hasta máquinas y tecnologías que en su día abrieron un camino hacia un planeta más moderno. La lista de innovaciones es larga. He aquí algunos de los grandes avances que impulsaron el crecimiento y el desarrollo mundial.  

La imprenta 

La máquina ideada por el alemán Gutenberg, a mediados del siglo XV, permitió la producción en masa de libros. Y, como consecuencia de ello, propició la propagación de ideas (especialmente las religiosas), la extensión del conocimiento, la alfabetización y la creación de bibliotecas en Europa. Una revolución clave que aceleró la transición de la Edad Media al Renacimiento. La primera obra impresa con esta máquina fue la Biblia. La imprenta introdujo la idea de que las máquinas eliminan empleos, si bien originó una potente industria a su alrededor compuesta por impresores, libreros y escritores, entre otros oficios.  

La máquina de vapor 

La máquina de vapor inventada por el ingeniero escocés James Watt (en 1775) revolucionó el transporte y la maquinaria en el siglo XIX e impulsó la Primera Revolución Industrial, pasando rápidamente de una economía basada en la agricultura y el comercio a otra industrializada con mucha más capacidad de producción. Gracias a este invento tecnológico surgen las locomotoras, los barcos de vapor e incluso los primeros automóviles. Y se allana el camino para la aparición de varios tipos de motores de combustión y los aviones. El efecto en el empleo fue inmediato, y surgen las clases medias y los centros urbanos.  

La bombilla 

Antes que Thomas Edison muchos otros intentaron las lámparas o bombillas incandescentes. A él se le considera el inventor (en 1880), pero no fue así exactamente, sino que mejoró las innovaciones de otros en iluminación eléctrica, como Humphry Davy, Matthew Evans, Warren de la Rue o Joseph Wilson Swan (con este último Edison se disputó el título de inventor). Se considera el mayor invento desde el descubrimiento del fuego: entró la luz en los hogares y lugares de trabajo convirtiéndose en una necesidad y un motor para el crecimiento económico (se ampliaron las jornadas laborales, se desarrollaron las plantas generadoras de electricidad y los electrodomésticos, entre otros avances). 

El teléfono 

El escocés Alexander Graham Bell trabajó como experto en locución y audición (su madre y su esposa eran sordas) y, tratando de mejorar el telégrafo, investigó en la transmisión de voz hasta que, en 1876, patentó el teléfono. Este dispositivo revolucionó la comunicación permitiendo hablar al instante incluso en largas distancias. En sus inicios, para establecer la llamada, se necesitaba que una persona conectara manualmente los cables, y así continuó hasta la creación de la red telefónica. Es uno de los avances más significativos de la Segunda Revolución Industrial, hasta el punto de que marca el inicio de la sociedad moderna. Sin él el mundo no existiría tal y como hoy lo conocemos: sienta las bases para la telefonía móvil.  

El avión 

Los hermanos Wright, en 1903, crearon el primer avión motorizado pilotado por una persona, el Wright Flyer. El vuelo duró solo 12 segundos, pero con este experimento, todo un desafío a la gravedad, establecen las bases de la ingeniería aeronáutica. Sus diseños inspiraron a otros para el desarrollo de la aviación comercial. En 1927, Charles Lindbergh se convierte en un héroe por cruzar el Atlántico sin hacer escalas. Este ingenio tecnológico impulsó el comercio, la cultura, el turismo y, hoy, la industria del transporte aéreo resulta clave para la prosperidad económica mundial. 

El ordenador personal 

Las computadoras han redefinido la vida de las personas y la forma en que trabajan, simplificando tareas, almacenando información y procesando datos de manera rápida y eficiente. La invención del transistor o semiconductor en 1947 inicia el camino hacia los ordenadores personales. Este componente sustituyó al tubo de vacío y fue clave para crear dispositivos electrónicos de menor tamaño y mayor fiabilidad. Así, el Kenbak-1, de John Blankenbaker, se considera el primer ordenador personal. Otra innovación clave para el desarrollo del PC (personal computer) fueron los microprocesadores (1971).  

La primera computadora personal con microprocesador fue la Micral (1973). Aunque no se llegó a vender, el modelo Xerox Alto (1973) fue el precursor de la informática doméstica: introdujo por primera vez una interfaz gráfica y un ratón. En 1975, se lanza Altair 8800, el primer ordenador con el lenguaje de programación Microsoft Basic, desarrollado por Bill Gates y Paul Allen, fundadores de Microsoft.  

Internet 

Como sucede con la mayoría de los inventos tecnológicos que cambiaron el mundo, no se entendería el nacimiento de la red de redes sin experimentos y tecnologías anteriores. La conexión de cuatro computadoras de sendas universidades a ARPAnet, en 1969, supuso el germen para que naciera internet. A finales de los 70, Vinton Cerf desarrolló el “protocolo de control de transmisión” o TCP para enviar archivos entre ordenadores. Este avance fue clave para que, en 1991, Tim Berners-Lee presentara la World Wide Web y transformara la sociedad. Todavía hoy continúa evolucionando y aportando nuevas formas de interacción y de crecimiento económico, social y cultural. El lanzamiento del servicio Infovía, de Telefónica, en 1995, populariza internet en España y la introduce en los hogares españoles.  

El teléfono móvil 

En 1983, se lanza el primer teléfono móvil lo suficientemente pequeño como para ser portátil: Motorola DynaTac 8000X, diseñado por el ingeniero Martin Cooper, con una autonomía de 30 minutos. La primera generación de celulares solo servía para hablar, pero a medida que evolucionaba, los terminales proporcionaban nuevas funciones, como el envío de SMS o el correo electrónico, abriendo el camino a los teléfonos inteligentes capaces de navegar por internet, capturar fotos, escuchar música, guiar mediante GPS o actualizar las redes sociales, entre muchas otras funciones. Hoy es uno de los inventos tecnológicos esenciales en la vida personal y profesional.  

La inteligencia artificial 

El precursor de la informática moderna, Alan Turing, también es el padre de la inteligencia artificial. Sin embargo, el término no se acuña hasta 1956: cuando se presenta en una conferencia histórica el primer programa de inteligencia artificial, Logic Theorist. En la actualidad, este invento tecnológico se ha colado en nuestras vidas en forma de chatbots, asistentes de voz, vehículos autónomos, traductores en tiempo real, visión artificial, ChatGPT, Internet de las Cosas… Las máquinas capaces de razonar transformarán todavía mucho más el mundo del futuro con aplicaciones y usos que ni siquiera hoy imaginamos. 

Por Diario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *